Kubbah, también conocido como kibbeh, es un plato tradicional del Medio Oriente que consiste en croquetas de bulgur rellenas con una mezcla de carne picada y especias. Aquí tienes una receta básica para preparar Kubbah:

Ingredientes:

Para la masa de Kubbah:

  • 2 tazas de bulgur fino
  • 500 gramos de carne de cordero o ternera picada
  • 1 cebolla grande, picada finamente
  • 2 cucharaditas de comino molido
  • 1 cucharadita de pimienta de Jamaica
  • Sal al gusto
  • Agua caliente

Para el relleno:

  • 300 gramos de carne de cordero o ternera picada
  • 1 cebolla grande, picada finamente
  • 2 cucharadas de piñones (opcional)
  • 2 cucharaditas de comino molido
  • 1 cucharadita de canela molida
  • Sal al gusto
  • Aceite vegetal para freír

Instrucciones:

  1. Prepara la masa de Kubbah. En un recipiente, remoja el bulgur en agua caliente durante aproximadamente 10 minutos hasta que se ablande. Escurre bien el bulgur y colócalo en un tazón grande.
  2. Agrega la carne picada, la cebolla picada, el comino molido, la pimienta de Jamaica y la sal al tazón con el bulgur ablandado. Mezcla todos los ingredientes con las manos hasta obtener una masa suave y uniforme. Si la masa está seca, agrega un poco de agua caliente para humedecerla.
  3. Prepara el relleno de Kubbah. En una sartén, calienta un poco de aceite vegetal a fuego medio-alto. Agrega la cebolla picada y cocínala hasta que esté dorada. Luego, agrega la carne picada y cocínala hasta que esté bien dorada y cocida. Agrega los piñones (si los usas) y las especias: comino molido, canela y sal. Cocina por unos minutos más para que los sabores se mezclen. Retira la sartén del fuego y deja que el relleno se enfríe.
  4. Toma una porción de masa de Kubbah del tamaño de una pelota de golf. Haz un hueco en el centro de la masa con tu pulgar y dale forma de cuenco. Coloca una cucharadita de relleno en el centro del cuenco de masa.
  5. Cierra la masa alrededor del relleno, dándole forma de croqueta o bola. Asegúrate de que el relleno quede completamente cubierto por la masa. Repite este proceso con el resto de la masa y el relleno.
  6. Calienta aceite vegetal en una sartén grande a fuego medio-alto. Fríe las croquetas de Kubbah en lotes, asegurándote de no sobrecargar la sartén. Cocina las croquetas hasta que estén doradas y crujientes por todos los lados. Retíralas de la sartén y colócalas sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.
  7. Sirve las Kubbah calientes como plato principal o como parte de un mezze (un surtido de platos pequeños). Puedes acompañarlas con pan plano, ensaladas frescas, hummus, tzatziki u otras salsas tradicionales de Medio Oriente.
  8. Si deseas hornear las Kubbah en lugar de freírlas, precalienta el horno a 200 grados Celsius. Coloca las croquetas en una bandeja para hornear forrada con papel pergamino y rocíalas con un poco de aceite. Hornea durante aproximadamente 20-25 minutos o hasta que estén doradas y crujientes.