A continuación, te mostraré los ingredientes necesarios y los pasos a seguir.

Ingredientes:

  • 2 tazas de arroz blanco
  • 500 gramos de mezcla de mariscos (puedes usar camarones, calamares, mejillones, almejas, etc.)
  • 1 cebolla grande, picada finamente
  • 4 dientes de ajo, picados
  • 1 pimiento rojo, cortado en cubitos
  • 1 pimiento verde, cortado en cubitos
  • 2 tomates maduros, pelados y picados
  • 1 taza de caldo de pescado
  • 1/2 taza de vino blanco
  • 1/4 de taza de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de azafrán en hebras (opcional)
  • Sal y pimienta al gusto
  • Perejil fresco picado para decorar

Pasos a seguir:

  1. Enjuaga los mariscos bajo agua fría para eliminar cualquier impureza. Si los mejillones y las almejas tienen barbas, retíralas.
  2. En una paellera grande o en una sartén profunda, calienta el aceite de oliva a fuego medio. Agrega la cebolla picada y el ajo, y cocínalos hasta que estén dorados y fragantes.
  3. Añade los pimientos cortados en cubitos y los tomates picados a la paellera. Cocina durante unos minutos hasta que los vegetales estén tiernos.
  4. Agrega los mariscos a la paellera y revuélvelos con los vegetales. Cocina durante unos minutos hasta que los mariscos se pongan opacos y comiencen a cocinarse.
  5. Añade el arroz a la paellera y remuévelo para que se mezcle bien con los mariscos y los vegetales.
  6. Agrega el caldo de pescado y el vino blanco a la paellera. Si estás utilizando azafrán, también añádelo en este punto. Condimenta con sal y pimienta al gusto.
  7. Reduce el fuego a medio-bajo y cocina el arroz a fuego lento, sin revolver demasiado, durante unos 20-25 minutos o hasta que el arroz esté cocido y haya absorbido todo el líquido.
  8. Una vez que el arroz esté listo, retira la paellera del fuego y déjala reposar tapada durante unos minutos.
  9. Sirve el arroz con mariscos en platos individuales o en una fuente grande de servir. Decora con perejil fresco picado antes de servir.

¡Y eso es todo! Ahora puedes disfrutar de un delicioso Arroz con Mariscos. ¡Buen provecho!