plátano frito, un delicioso acompañamiento o aperitivo que se puede disfrutar en diferentes culturas culinarias. A continuación te doy la receta:

Ingredientes:

  • Plátanos maduros (preferiblemente plátanos que estén amarillos con algunas manchas marrones, pero no demasiado maduros)
  • Aceite vegetal para freír
  • Sal (opcional)

Instrucciones:

  1. Pelar los plátanos y cortarlos en rodajas diagonales de aproximadamente 1 cm de grosor. Puedes cortarlos más gruesos o más delgados según tu preferencia.
  2. Calentar suficiente aceite vegetal en una sartén grande a fuego medio-alto. El aceite debe ser suficiente para cubrir las rodajas de plátano cuando se frían.
  3. Una vez que el aceite esté caliente, agregar las rodajas de plátano en lotes sin sobrecargar la sartén. Las rodajas de plátano deben tener suficiente espacio para freírse adecuadamente.
  4. Freír las rodajas de plátano durante aproximadamente 2-3 minutos por cada lado, o hasta que estén doradas y crujientes. Puedes ajustar el tiempo de cocción según el grosor de las rodajas y la intensidad del calor.
  5. Usar una espumadera o una pinza para sacar los plátanos fritos de la sartén y colocarlos sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.
  6. Repetir el proceso hasta freír todas las rodajas de plátano.
  7. Opcionalmente, espolvorear un poco de sal sobre los plátanos fritos mientras aún están calientes, si deseas añadir un toque de salinidad.
  8. Los plátanos fritos están listos para servir. Se pueden disfrutar como acompañamiento de platos principales, como desayuno junto con huevos, o como aperitivo por sí solos.

Recuerda que los plátanos fritos son mejores cuando se consumen calientes y recién hechos. ¡Disfruta de esta deliciosa y versátil preparación de plátanos fritos!